El SCP: un estatuto jurídico dedicado a las profesiones liberales

Contenido:

  • 1. CÓMO CREAR UN SCP
  • 2. ¿CÓMO ORGANIZAR UNA SCP?

Los profesionales liberales (abogado, notario, agente judicial, médicos, arquitectos…) pueden ejercer su profesión de forma individual, o asociarse y crear una empresa.

Para ello, tienen varias posibilidades, pueden optar por las formas jurídicas más comunes (SARL, SAS, …) u optar por la SCP, una forma jurídica a menudo más adecuada para su modo de funcionamiento.

El Blog du Dirigeant hace un balance del tema y lo explica.

¿Cómo crear una SCP?

Por definición, está reservada a las profesiones liberales sujetas a un estatuto legislativo y reglamentario, como las profesiones sanitarias (médicos, enfermeros, fisioterapeutas…), las profesiones jurídicas y judiciales (abogado, notario, agente judicial…) y las profesiones técnicas (arquitectos, peritos agrícolas…).

¿Cómo crear un SCP?

¿Cómo crear un SCP?

En realidad, la ley ha regulado el SCP en función de las necesidades de cada profesión regulada: existen nada menos que veinte modelos diferentes. En todo caso, la SCP requiere:

  • 2 socios personas físicas
  • Sin capital social mínimo, pero desembolsado inmediatamente (no hay pago parcial como en SARL, SAS o SA)
  • Aportaciones en especie, en metálico o en industria.
  • La redacción de los estatutos
  • Los trámites de inscripción.
  • Nota:
    Reservado para las profesiones liberales reguladas, un tercero no puede entrar en el capital de una SCP. Además, la SCP no puede ser multidisciplinar: no puede, por ejemplo, reunir a médicos y abogados.

    ¿Cómo se organiza una SCP?

    Al ser una sociedad civil por naturaleza, la SCP asume la mayor parte de sus normas. Así, la responsabilidad de los socios es indefinida y solidaria: todos los socios responderán solidariamente, y sobre su patrimonio particular, de las deudas de la SCP. La gestión de la empresa está bajo la responsabilidad de los socios, a menos que los estatutos legales dispongan lo contrario (nombramiento de un gerente). Cada uno podrá comprometer a la empresa frente a terceros, en cuanto los actos aprobados entren en la gestión actual de la empresa. Para las decisiones colectivas (reparto de dividendos, retirada o exclusión de un socio, aprobación de transmisiones de acciones…), cada socio tiene un voto.

    ¿Cómo se organiza una SCP?En cuanto al reparto de beneficios, y pérdidas, es igualitario entre todos los socios, salvo que los estatutos legales prevean un derecho de voto proporcional al capital que se posea en la sociedad.

    En una SCP, los profesionales desarrollan su actividad en común y todos los ingresos percibidos son luego devueltos a los socios en forma de remuneración y/o dividendos. No obstante, los socios conservan su independencia profesional y siguen siendo responsables de sus actos profesionales, con responsabilidad solidaria de la sociedad.

    Desde el punto de vista fiscal, la SCP ve gravados sus beneficios en el IR, es decir, cada socio declarará la parte de beneficios que le corresponda en su IR, en la categoría de BNC, y tributará según la escala progresiva. También es posible una opción por el SI, como todas las sociedades civiles.

    La SCP es por tanto una sociedad dedicada a las profesiones liberales, con una responsabilidad muy amplia de los socios, pero sigue siendo sin embargo flexible, los estatutos pueden organizar libremente el gobierno de la sociedad o las relaciones entre socios.

    Descarga el artículo en PDF

    Valora este artículo:Submit Rating
    Vota: 4.8/5. Total de 17 votos.
    Cargando…
    0 Acciones

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *