¿JFK fue golpeado por una maldición india?

Estados Unidos celebra el cincuenta aniversario de la muerte de John Fitzgerald Kennedy. Su asesinato sigue planteando interrogantes. Entre las explicaciones de su muerte se encuentra una misteriosa profecía india lanzada originalmente contra el noveno presidente estadounidense William H.Harrison, elegido en 1840 y fallecido en 1841. Observando que otros presidentes norteamericanos también habían muerto posteriormente en el cargo, al haber sido elegidos -como él- en un año terminado en cero, algunos dedujeron que esta extraña maldición podría haber sido la causa de la muerte de JFK…

¿Y si la muerte del 35º presidente de los Estados Unidos, el 22 de noviembre de 1963, en Dallas, fue el resultado de la maldición del río Tippecanoe contra William H.Harrison? Fue a orillas de este río, en Indiana (un estado del Medio Oeste del país), donde Tecumesh (1768-1813), un antiguo jefe indio, lanzó un misterioso hechizo hace dos siglos.

Enfurecido por haber perdido la batalla de Tippecanoe en 1811 ante las tropas de William H. Harrison, entonces gobernador de Indiana, Tecumesh invocó una maldición contra él. En 1840, Harrison se convirtió, a la edad de 68 años, en el 9º Presidente de los Estados Unidos. Pero su mandato fue breve: murió el 4 de abril de 1841 de una neumonía fulminante.

Otros 7 presidentes de Estados Unidos que fueron víctimas de la maldición india

Para los descendientes del antiguo jefe indio, no había duda. La maldición lanzada por su antepasado fue efectivamente la causa de la muerte de Harrison.

Desde aquel día, otros siete presidentes norteamericanos, elegidos, como William H.Harrison (1840), un año que terminaba en cero, sufrieron, durante su mandato, las mismas consecuencias de la misteriosa profecía india destinada, en la base, sólo contra Harrison .

Elegido en 1860, Abraham Lincoln fue, así, asesinado cinco años después. James Garfield llegó a la presidencia de Estados Unidos en 1880: fue asesinado un año después.

Reelegido por segunda vez en 1920, Warren Gamaliel Harding murió de neumonía (como Harrison) en 1923. Aunque Franklin Roosevelt murió en 1945 durante su cuarto mandato, había sido reelegido por tercera vez el 5 de noviembre de 1940.

Barack Obama está tranquilo

En cuanto a John Fitzgerald Kennedy elegido el 8 de noviembre de 1960, fue asesinado el 22 de noviembre de 1963 en Dallas, Texas, cuando la comitiva presidencial pasaba por la ciudad.

Más «afortunado», Ronald Reagan (elegido en 1980), murió de viejo en 2004. Pero se libró de un intento de asesinato el 30 de marzo de 1981. Y el saudí Khalid Aldaoussari, fue condenado en 2012 en Texas a cadena perpetua tras ser declarado culpable de planear un atentado contra el presidente George W. Bush, elegido en 2000.

Desde este punto de vista, Barack Obama parece poder dormir tranquilo: fue elegido sucesivamente en 2008 y 2013…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *