Marcha verde en Marruecos

El Sahara Occidental se convirtió en una colonia española a finales del siglo XIX. Es un territorio desértico de doscientos sesenta y seis mil kilómetros cuadrados, poblado por tribus nómadas, que comparte fronteras con Marruecos, Argelia y Mauritania. Siempre ha sido reclamada por Marruecos. El 16 de octubre de 1975, el Tribunal Internacional de Justicia de La Haya reconoció los vínculos legales de lealtad del Sáhara Occidental con Marruecos y Mauritania.

El rey Hassan II de Marruecos decidió entonces pasar a la acción y pidió al pueblo marroquí que «marchara como un solo hombre» hacia las provincias del sur para liberarlas. Esta llamada desencadena un enorme fervor popular y son más de quinientos mil marroquíes los que acuden a Tarfaya, cerca de la frontera del Sáhara Occidental. Un sistema de sorteo designó a trescientos cincuenta mil civiles para organizar una Marcha Verde pacífica y cruzar la frontera de los territorios ocupados. Los voluntarios blandieron la bandera marroquí y el Corán para señalar su reivindicación territorial. El evento marca los espíritus, se habla de un golpe de genio político por parte del rey Hassan II.

España firma los acuerdos de Madrid y el territorio se reparte entre Marruecos y Mauritania. La retirada de las tropas españolas se produce entre 1975 y 1976.

Pero ese mismo año, el Frente Polisario, que lucha por la independencia del Sahara, proclama la República Árabe Saharaui Democrática (RASD), con el apoyo de Argelia. Este es el comienzo de la larga guerra del Sahara Occidental.

.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *