Sentencia nº 981 de 12 de junio de 2019 (18-83.844) – Tribunal de Casación – Sala de lo Penal – ECLI:FR:CCASS:2019:CR00981

Soborno de testigosRechazado

Solicitante(s): Sr. A… X…

Sobre el motivo único de anulación, basado en la violación del artículo 8 de la Declaración de los Derechos del Hombre y del Ciudadano de 26 de agosto de 1789, de los artículos 6 y 7 del Convenio Europeo de Derechos Humanos, de los artículos 111-3, 111-4 y 434-15 del Código Penal y de los artículos 591 y 593 del Código de Procedimiento Penal;

«en el sentido de que la sentencia recurrida declaró al sr. A… X… culpable de los actos de soborno de un testigo contra el Sr. B… Y…, condenó al Sr. X… a una pena de un año de prisión suspendida y a una multa de diez mil euros, aceptó la solicitud del Sr. Y… de adherirse a la acción civil y condenó al Sr. X… a pagar al Sr. Y… 5.000 euros en concepto de indemnización por daños no materiales;

«1°) Considerando que el principio de legalidad de los delitos y de las penas, que impone una interpretación estricta de la ley penal, excluye la incriminación prevista en el artículo 434-15 del Código Penal, que castiga el uso de promesas, ofertas, regalos, presiones, amenazas, el uso de promesas, ofertas, regalos, presiones, amenazas, agresiones, maniobras o trucos en el curso de un procedimiento o con vistas a una reclamación o defensa legal, con el fin de inducir a otra persona a hacer o entregar una declaración, un testimonio o una atestación falsa, lo que supone, para constituirse, en los términos expresos del artículo 434-15 del Código Penal que la afirmación, declaración o atestado a cuyos efectos actuó el acusado es falsa, es decir, a sabiendas de que es contraria a la verdad de los hechos ocurridos, se extienda a los casos en que tampoco se acredite que la afirmación, declaración o atestado

a cuyos efectos actuó el acusado es falsa, es decir, a sabiendas de que son contrarios a la verdad de los hechos ocurridos, ni que la deposición, declaración o atestado que el acusado pretendía modificar era, en cambio, conforme a la verdad de los hechos ocurridos o, al menos, sincera ; que al sostener, por lo tanto, declarar al Sr. A… X… culpable de los actos de soborno de un testigo contra el Sr. B… Y… de haber intentado obtener un cambio en las declaraciones del Sr. B… Y…, no a la luz de la verdad, sino en interés exclusivo de su cliente, el Sr. Z…, prescindiendo por completo de lo que pudiera ser la verdad, entraba en el ámbito de aplicación del artículo 434-15 del Código Penal, sin caracterizar, por una parte, qué declaraciones, manifestaciones o atestados concretos había pretendido obtener el Sr. X… del Sr. B.. Y… y, por lo tanto, sin acreditar que la declaración, el testimonio o el atestado que el Sr. X… pretendía obtener del Sr. B.. Y… eran falsas, es decir, conscientemente contrarias a la verdad de los hechos ocurridos, ni, en segundo lugar, que las declaraciones del Sr. B… Y… que el Sr. X… hubiera pretendido que se modificara se ajustaran a la verdad de los hechos ocurridos o, al menos, fueran sinceros, el Tribunal de Apelación violó las disposiciones y estipulaciones mencionadas;

«2°) mientras que el principio de legalidad de los delitos y de las penas, que impone una interpretación estricta de la ley penal, excluye la incriminación prevista en el artículo 434-15 del Código Penal, Este artículo tipifica como delito el uso de promesas, ofertas, regalos, presiones, amenazas, agresiones, maniobras o trucos en el curso de un procedimiento o con vistas a una reclamación o defensa legal para inducir a otra persona a hacer o entregar una declaración, una declaración o atestación falsa, que para ser constituida, en los términos expresos del artículo 434-15 del Código Penal, presupone que la declaración, atestación o atestación a efectos de la cual el acusado actuó es falsa, es decir, contraria a la verdad de los hechos ocurridos, se extienda al caso en que la declaración, atestación o atestación a efectos de la cual el acusado actuó sea conforme a la verdad de los hechos ocurridos; que al declarar, perentoriamente, para encontrar al Sr. X. culpable de los actos de X… culpable de los actos de soborno de un testigo contra el Sr. B… Y… que el Sr. X… había tratado de obtener un cambio en las declaraciones del Sr. B.. Y…, no a la luz de la verdad sino únicamente en interés de su cliente, el Sr. C… Z…, prescindiendo por completo de lo que pudiera ser la verdad, sin investigar, como había sido invitada a hacerlo por el Sr. X…, si no se desprende de los fundamentos de la sentencia de 20 de mayo de 2015 del Tribunal Penal de Burdeos que resuelve el procedimiento incoado, en particular, contra los Sres. Y… que la acción del Sr. X tenía la intención de incitar al Sr. B… Y… para hacer declaraciones de acuerdo con la verdad de los hechos que el Tribunal Penal de Burdeos, mediante su sentencia de 20 de mayo de 2015, había retenido definitivamente, el Tribunal de Apelación violó las disposiciones y estipulaciones anteriores ;

«3°) que el elemento intencional del delito previsto y sancionado por el artículo 434-15 del Código Penal presupone, para ser constituido, que el imputado haya tenido conocimiento de la alteración de la verdad contenida en la declaración, manifestación o atestado a cuyos efectos actuó; que al afirmar, en consecuencia, para declarar M. X… culpable de los actos de soborno de un testigo contra el Sr. B… Y… y a dictar sentencia condenatoria contra él, que había quedado perfectamente demostrado que el Sr. A… X… buscaba ostensiblemente influir en el curso de la justicia obteniendo un testimonio más favorable a su cliente del Sr. B… Y…, que su preocupación no era de ninguna manera inducir al Sr. B… Y… a decir la verdad sino, por el contrario, a obtener estas declaraciones faltando a la verdad, que en este sentido el elemento intencional estaba claramente demostrado, que no era necesario, para establecer la existencia del elemento intencional del delito, que el Sr. X… estuviera seguro de que lo que preguntó o quiso preguntar al Sr. B.. Y… decir correspondía, en todo o en parte, a una falsedad o a una alteración de la verdad objetiva que, por hipótesis, no podía conocer, sabiendo sólo lo que su cliente le había dicho, y que simplemente era necesario que el Sr. A… X… no le dio ninguna importancia a la conformidad de lo que el Sr. B… Y… en relación con esta verdad objetiva, cuando, al determinarla, consideró que el elemento intencional del delito previsto y sancionado por el artículo 434-15 del Código Penal no presupone, para ser constituido, que el acusado haya tenido conocimiento de la alteración de la verdad contenida en la declaración, el testimonio o el atestado a cuyos efectos actuó, el Tribunal de Apelación infringió las disposiciones mencionadas» ;

Se desprende de la sentencia recurrida y de los escritos que el Sr. A… X…, abogado del Sr. C… Z…, fue procesado ante el tribunal penal por el cargo de manipulación de testigos por haber acudido en varias ocasiones a la tienda del Sr. B.. Y… con el fin de incitarle a retractarse de las acusaciones formuladas contra su cliente en el marco de una investigación abierta contra los señores Z… e Y… por cargos de conspiración criminal; que los jueces de primera instancia lo declararon culpable; que la parte civil, el acusado y el fiscal recurrieron esta decisión;

Considerando que, para confirmar la sentencia de culpabilidad, la sentencia establece que, desde el momento en que el Sr. X… no podía ser consciente de la verdad objetiva, si se establece que incitó al Sr. Y… a decir algo distinto de lo que quería decir como correspondiente a la verdad, es por tanto probable que haya cometido cohecho; que los jueces añaden que está claramente establecido por todos los elementos del expediente que al insistir en volver a la tienda del Sr. Y…, el Sr. X… Los magistrados añaden que queda claramente acreditado por todas las pruebas que obran en el expediente que, al insistir en volver a la tienda del Sr. Y., el Sr. X. pretendía obtener un cambio en las declaraciones realizadas por el primero durante el careo con el Sr. Z., que había sido puesto en prisión preventiva, a diferencia del Sr. Y., y que este último no había podido realizar las declaraciones. Y…, y que el objetivo era obtener una declaración más favorable a su cliente; que los jueces concluyeron que el objetivo era obtener un testimonio diferente del Sr. Y…, no en términos de la verdad sino únicamente en interés del Sr. Z..

Considerando que, a la luz de estas afirmaciones, y dado que el hecho de ejercer presión sobre una persona para inducirla a declarar algo distinto de lo que cree que es la verdad caracteriza el delito de soborno, el Tribunal de Apelación justificó su decisión;

De lo que se deduce que el motivo debe ser desestimado;

Y mientras que la sentencia es regular en la forma;

Descarta el recurso;

Presidente: M. Soulard
Ponente: Sr. Bellenger
Abogado General: Sra. le Dimna
Abogado(s): SCP Capron

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *